¿Qué sintomas causa la rinitis alérgica? ¿Cuáles son los alérgenos implicados? ¿Cómo se puede diagnosticar la rinitis alérgica?

La sintomatología de la rinitis alérgica del niño es muy similar a la del adulto (picor, estornudos, rinorrea acuosa-mucosa  y bloqueo nasal) pero con ciertas características propias del niño como son el saludo alérgico (frotación de la punta de la nariz),  el pliegue nasal transverso en el dorso de la nariz secundario al frotado nasal.

En la edad pediátrica cabe destacar la importancia de diferenciar la rinitis alérgica de otros procesos característicos de estas edades, además del impacto negativo en la calidad de vida del niño, con  peor descanso nocturno,  menor rendimiento escolar y deportivo.

A la rinitis alérgica se suele asociar la conjuntivitis y el asma, pudiendo la rinitis preceder a la aparición del asma, ser simultánea o  tratarse de una rinitis residual en niños tratados que han curado clínicamente de su asma y persisten los síntomas nasales.

Los alérgenos más frecuentemente  implicados en el desarrollo de la rinitis alérgica, son alérgenos ambientales (neumoalergenos),  como los pólenes, hongos, ácaros del polvo, epitelios de animales.

El diagnóstico se realiza por una exploración minuciosa, la realización de pruebas alérgicas y de provocación (nasal o conjuntival), es importante insistir en el diagnóstico diferencial con otros procesos típicamente pediátricos como las rinitis infecciosas (vírales) y las adenoiditis

Cerrar menú